Saltar al contenido
Funda cojín vintage

Cómo decorar la cama con cojines

Cómo decorar la cama con cojines

Te propongo un juego: elige 3 o 4 casas que conozcas bien, por ejemplo, la tuya, la de tus padres, la de algún hermano o primo o la de alguna amiga. ¿Las tienes? Ahora, respóndeme a esta sencilla pregunta, por favor: ¿en alguna de ellas no hay cojines? Visualiza bien…¿qué me dices? Que no, ¿verdad?

Cómo adornar una cama con cojinesY es que no hay cosa más sencilla y común que los cojines en una casa, especialmente si hablamos de los dormitorios o del salón. ¿Te extraña? En realidad, tiene toda su lógica: los cojines son económicos, los hay de millones de formas, colores y temáticas y, además de ser o no útiles, según la función que les quieras dar, lo cierto es que su presencia hace que la estancia en la que se encuentran pueda cambiar por completo o, al menos, darle un toque diferente.

Hoy queremos centrarnos en los cojines de la cama, en concreto en cómo decorar la cama con cojines. Sí, lo sé, hay mucha gente que le encanta tenerlos sobre la cama, pero que a la hora de quitarlos les da mucha pereza. Algo que se puede solucionar si los colocas de manera estratégica.

Entonces, ¿qué me dices? ¿Quieres saber cómo decorar tu cama con cojines? Apunta los siguientes consejos:

Cómo adornar una cama con cojines

¿Sabías que según algunos expertos en decoración los cojines pueden decidir el estilo de decoración del resto del dormitorio? No pienses que se trata de algo exagerado, porque si eres de las que le gusta colocar varios en la cama, estos tienen mucho que decir.

Teniendo esto en cuenta, ¿cómo hay que adornar la cama con cojines? Los siguientes pasos te pueden servir:

  • Elige dos cojines de gran tamaño, es decir, que entre los dos, casi cubran el ancho de la cama o, al menos, casi lo mismo que cubre la almohada y colócalos sobre esta última.
  • Elige un cojín más grande y colócalo entre los dos anteriores
  • Elige 2 cojines más pequeños que los primeros y rellena con ellos los huecos que habrán quedado a los lados, tras haber hecho el segundo paso. Y…¡Voilà! Ya tienes la cama decorada con cojines.

A la hora de deshacer la cama también te resultará muy sencillo, ¡ya lo verás! Colocas los dos pequeños en el suelo, el uno junto al otro, encima pones el más grande y, por último, apoyas los dos que habías puesto en primer lugar en la cama. Así, siempre estarán en orden para el día siguiente.

En cuanto a los colores que escoger para decorar la cama con cojines: salvo que lo tengas muy claro, yo tendría muy en cuenta el color de las paredes y de las cortinas de la habitación. Lo más sencillo es tener paredes blancas, porque así podrás elegir el color de las cortinas con el de los cojines.

Por cierto que, con respecto a estos últimos, puedes decantarte por un color y comprar cojines con tonalidades diferentes, de más fuerte a más claro.

En lo que a los dibujos de los mismos se refiere, últimamente es tendencia combinar diferentes estilos, siempre que no sean antagónicos: por ejemplo, no poner rayas con círculos, pero sí puedes combinar cualquiera de los dos con flores, estrellas o cojines lisos, sin ningún problema.

Y ahora que ya sabes todo esto, ¿cómo vas a decorar tu cama?